Odio de Dani Rovira, cuando la técnica es mera conductora de algo mayor.

Deberíamos analizar la técnica, pero a veces nos gusta dejar todas las matemáticas del cine y ver el contenido, y Odio de @danirovira tiene mucho de eso. Más allá de la impecable realización que ofrece la pieza de @NetflixEs, el monólogo es una maestría de desarrollo personal, de comedia, cargado de guión y vida. Se agradece mucho este visionado en los tiempos que corren. Es importante que el audiovisual entretenga, pero que también eduque y motive. Felicidades al compañero Dani y equipo, por seguir alegrándonos cada día.







Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías